10 datos sobre la letra H que todo abogado debe saber


Algunas veces, como profesionales, nos hemos preguntado si realmente es importante o no el empleo de la letra "h" en las palabras.

A continuación 10 datos históricos e importantes que debes saber sobre la letra "h":

1. La dificultad de la "h" estriba en que es la única letra del alfabeto español muda, la única que no posee sonido alguno.

2. Solamente se pronuncia cuando va precedida de la C, formando de ese modo el sonido del dígrafo "CH". Pero cuando va ella sola, huérfana de C, es como si no existiese.

3. En español existen más de 2000 palabras que comienzan con la letra "h", que pasa inadvertida ya que no se deja oír.

4. Para más agravio aún, la letra "h" también puede aparecer intercalada, en medio de palabras como zanahoria, adhesivo, tahúr o bahía.

5. En el año de 1726, los autores del Diccionario de la Lengua Castellana publicado por la Real Academia sentenciaron que la letra "h" casi no es una letra.

6. El prestigioso lingüista venezolano Andrés Bello pidió en el año 1823, a coro con el escritor colombiano Juan García del Río, una reforma ortográfica que eliminaran la letra "h". También Gabriel García Márquez abogaba eliminar esa letra muda.

7. En la historia de la letra "h" sabemos que no siempre fue una letra "muda". Existen algunos registros en que los fenicios, al parecer, fueron los primeros en utilizar la pronunciación de la letra "h" como una "j" (jota) aspirada. Los griegos la adoptaron del fenicio dándole la forma mayúscula con que hoy la conocemos y pronunciándola como una suave aspiración. Del griego paso al latín, donde poco a poco fue suavizando su sonido.

8. Del latín, la letra "h" dio el salto al español, donde también en un principio se decía aspirada, es decir, acompañada de una pequeña explosión de aire similar a la que caracteriza hoy en día a la pronunciación de la H aspirada del inglés.

9. La RAE sostiene que hasta mediados del siglo XVI la letra "h" aún se pronunciaba por medio de una aspiración en algunas palabras, sobre todo en aquellas que originalmente comenzaban por la letra "F" latina. Al principio, era la gente culta la que al hablar pronunciaba la letra"h" mediante una ligera aspiración.

10. A partir del siglo XV, esa tendencia cambió y las haches aspiradas comenzaron a considerarse un vulgarismo, algo propio de las clases bajas y de gente no instruida.

Y así, sigilosa y paulatinamente, la letra "h" enmudeció completamente.



19 de setiembre de 2023


0 Comentarios